Así de fácil es comprar seguidores en Instagram

«Instagram es una gran farsa. Es todo mentira». Así de cañero comienza el documental Sígueme (Follow Me en su versión original).

En sus casi 50 minutos, la cinta nos enseña lo fácil que es tener una cuenta con muchos seguidores en Instagram con todos los beneficios que ello supone: cobrar dinero, regalos, invitaciones a eventos…

Los que venden seguidores

En el documental, se habla con un hombre que añade seguidores y likes falsos a cambio de dinero. «Soy millonario», afirma.

«Si tienes muchos seguidores, puede ser una superestrella. Ahora todo el mundo puede hacerlo y eso tiene un precio, ahora se puede comprar».

¿Qué supone tener muchos seguidores? Por ejemplo, si tienes una cuenta de moda, puedes pedirle a marcas que te envíen ropa para enseñársela a tu gran comunidad.

O si tienes una cuenta de viajes y ocio, te podrían invitar a cenar en los mejores restaurantes y alojarte en los mejores hoteles.

¿Perfil falso o clonado?

¿Sabías que pueden clonar tu cuenta de Instagram? Así lo afirma uno de los testigos del documental.

Hay perfiles falsos y luego hay perfiles clonados.

Para clonar un perfil lo que hacen es coger tu foto de perfil y tu biografía para crear una cuenta nueva, un bot.

«La mayoría de servidores están en la India, en las llamadas granjas de clics. Antes se hacía manualmente, pero ahora hay máquinas que lo hacen automáticamente».

Compra de artículos

Se calcula que hay 100 millones de seguidores falsos en Instagram, pero algunos montan una farsa mucho más allá que solo comprar followers.

Para que no se note tanto que han comprado seguidores (ya sabes que hay herramientas que muestran las subidas rápidas de seguidores) compran artículos en medios de comunicación, como BuzzFeed, para que no se note tanto la subida de seguidores y parezca que han llegado al aparecer en prensa.

Pods de intercambio de likes

«Instagram es un juego de números. Los números son los nuevos dioses. La cantidad de seguidores y me gustas son decisivos a la hora de conseguir trabajo creativo», afirma una fotógrafa a la que entrevistan en el documental.

«La única forma de crecer rápidamente es engañando al algoritmo«, dice mientras confirma que ha hecho trampas participando en un grupo de pods.

Los pods son grupos de personas reales donde comparten sus nuevas publicaciones y perfiles para que les sigan, den like y comenten. Eso sí, a cambio de que ellos también lo hagan.

Los grupos de pods tienen la ventaja de que son personas reales las que hacen las acciones, y no bots que puede descubrir Instagram.

¿Acabará la compra de seguidores?

No parece que haya un final para la compra de seguidores, comentarios y likes en Instagram, como confirma el propietario de la empresa de compra de followers: «Si sale otra plataforma como Instagram, estaré allí. Siempre habrá demanda. Demanda de estatus».

Pero, ¿por qué Instagram no verifica más y mejor los perfiles? El testigo lo tiene claro:

«Instagram también gana dinero. Tiene publicidad y, si un anunciante se entera de que paga por poner anuncios para que lo vean robots, dejará de hacerlos. Prefiere callar».

Conclusión

Lo que nos demuestra el documental, ya lo sabíamos los que nos dedicamos a esto: existe la compra de seguidores y está muy extendida.

Muchos de tus influencers favoritos comenzaron así, aunque luego fueron creando contenido de valor.

Lo malo es la lección que se desprende de todo esto, sobre todo, para los más jóvenes que ven que está bien hacer trampas. Y esto lo pueden extrapolar a la vida real.

El documental demuestra que la popularidad se puede comprar sin más. Por 35 euros puedes conseguir 10.000 seguidores en un minuto. Puedes hacer que algo sea popular falsamente.

Si te das una vuelta por Instagram, lo verás fácilmente.

¿El futuro? El futuro depende de ti.

Coge palomitas, ponte cómodo y mira el documental completo aquí:

Deja un comentario

Resumen de nuestra Política de Privacidad

  • Responsable: Jordi San Ildefonso
  • Finalidad: Gestionar y moderar los comentarios.
  • Legitimación: Necesitas dar tu consentimiento para publicar un comentario.
  • Destinatarios: Tus datos se alojan en los servidores de Webempresa.
  • Derechos: Tienes derecho a acceder, rectificar, limitar y suprimir los datos en la dirección del responsable (en nuestra política de privacidad).

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.